Escríbenos en WhatsApp

Cicatrices y Alimentación

Como cirujano plástico una de las preguntas más frecuentes después de un procedimiento quirúrgico, es: ¿Qué debo y qué no debo comer para no alterar la cicatrización? Hasta el momento no hay mucha bibliografía específica al respecto, debido a que es muy difícil realizar un estudio en el que se puedan tener en cuenta únicamente estas variables. Además reconociendo que todos somos diferentes al igual que nuestro metabolismo, lo que sí existen son varios mitos al respecto.

Algunos alimentos, que sí promueven una adecuada cicatrización y no pueden faltar después de un procedimiento quirúrgico son las proteínas que podemos encontrar en carnes magras, pollo, pescado, huevo, gelatina, lácteos y derivados, este grupo alimenticio se encuentra asociado con la formación de tejido, el cual es fundamental en el procedimiento de cicatrización.

Dentro de las vitaminas que no pueden faltar después de un procedimiento quirúrgico tenemos la vitamina C, que se encuentra en frutas cítricas (naranja, fresa, piña, brócoli o kiwi) ayudan con la formación de fibras de colágeno, fundamentales en la etapa de proliferación de la cicatrización. La vitamina K, es importante en etapas iniciales después de un procedimiento quirúrgico, se encuentra en el brócoli y espinacas. La vitamina E, fortalece la barrera cutánea, mejorando los procesos de cicatrización; por último alimentos ricos en vitamina A, como la zanahoria,huevos, lácteos, tomate, mango y remolacha, ayudan a evitar la inflamación de la piel además de ser un potente antioxidante.

Como médico especialista en Cirugía Plástica, no voy a recomendar NUNCA una dieta que perjudique la salud, por lo que después de un procedimiento quirúrgico es importante alimentarse BIEN con buena calidad de los alimentos, y evitar comida poco saludable: Dulces, refrescos (gaseosas), frituras o carnes procesadas como salchichas. Estos alimentos que son en su mayoría pro inflamatorios, a nivel general, no convienen después de un procedimiento quirúrgico.

Encontramos por ejemplo que el aguacate o palta, puede alterar el proceso de cicatrización, el aguacate es una FRUTA rica en ácidos grasos monoinsaturados que aumentan el funcionamiento del metabolismo haciendo que quememos mejor las grasas nocivas, en la cicatrización también favorece, al poseer ácidos grasos que están involucrados con la formación de tejidos.

La carne de cerdo es perjudicial para las heridas, ¡Es otro mito! Muy común en nuestro medio, siempre se asocia el consumo de este alimento con complicaciones de las heridas, pero se debe en cierta medida a que no se consume la parte magra, que tiene un rico contenido en proteínas, sino el consumo del tejido adiposo (grasa animal) el cual si puede producir un efecto proinflamatorio.

Aún hay mucho que decir al respecto de cicatrización y alimentación, pero lo más importante es que sigas las indicaciones de tu cirujano o médico tratante después del procedimiento al cual te sometiste.

 

Si tienes preguntas no dudes en escribirnos. Espera próximamente más contenido como éste en nuestras redes sociales: Facebook e Instagram, en nuestro canal de Youtube y en nuestro blog oficial.